Un poste nido en Los Toruños para la reintroducción del águila pescadora

Las parejas que acuden a invernar en territorio andaluz se localizan mayoritariamente en los humedales de la Bahía de Cádiz

El parque metropolitano Marisma de Los Toruños y Pinar de la Algaida, espacio gestionado la Consejería de Fomento y Vivienda en la Bahía de Cádiz, se ha comprometido con el programa de reintroducción del águila pescadora en Andalucía apostando por facilitar la nidificación y reproducción de esta especie protegida en el parque. Esta iniciativa se enmarca también dentro del Plan de recuperación y conservación de aves de humedales de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, que también viene impulsando diversas medidas para su protección y desarrollo en la comunidad.

Con este objetivo, miembros de la fundación Migres, en con colaboración con voluntarios de las asociaciones de Amigos de Los Toruños y Amigos del Águila Pescadora, han realizado una operación para la instalación de un poste nido en la marisma de Los Toruños, una acción contemplada dentro del citado programa de reintroducción del águila pescadora en Andalucía, que se realiza en aquellos espacios naturales donde pueden observarse ejemplares de esta especie, como es el caso.

Los participantes en esta iniciativa han desarrollado la operación coordinados y asesorados por técnicos cualificados que trabajan en este proyecto, colaborando en las operaciones necesarias para la instalación del poste. A esta acción seguirán otras, enmarcadas en el mismo proyecto, para el seguimiento y acondicionamiento de postes y posaderos que ya estaban instalados en el parque.

En Andalucía, y también a nivel nacional, el águila pescadora está catalogada como especie vulnerable (VU). A nivel mundial, sin embargo, se considera en riesgo menor (LC). Las parejas que acuden a invernar en territorio andaluz se localizan mayoritariamente en los humedales de la Bahía de Cádiz y el el espacio natural de Doñana. También se suelen observar algunas parejas en otras zonas como Marismas del Odiel, en Huelva, y el embalse del Guadalcacín, en la campiña de Jerez de la Frontera.

Para favorecer la nidificación, el proyecto se complementa con los trabajos de seguimiento, vigilancia y actuaciones de manejo como la colocación de plataformas, posaderos así como medidas preventivas para evitar daños a los ejemplares en líneas eléctricas y piscifactorías.

Se ha confirmado la presencia de una incipiente población reproductora, cuya recuperación parece estar asociada tanto al proyecto de reintroducción como al proceso de recuperación general detectado en toda su área de distribución. Este proceso de expansión natural viene apoyado también por la existencia de una población invernal estable compuesta en parte por individuos adultos, lo que confirma la idoneidad de ciertos humedales andaluces para la instalación de la especie.