“Amnesia”

“No creo que haya colas de catalanes en las sedes socialistas de toda Cataluña exigiendo el indulto de los ‘Jordis’”

Sin necesidad de entrar en debates médicos o científicos, la amnesia es la pérdida o debilidad notable de la memoria. Es decir que en España hay mucho mal de amnesia, bien por motivos clínicos, bien porque a unos más, a otros menos, nos interesa olvidar cuanto antes mejor asuntos que nos van en el alma, pero no nos interesan que revoloteen por el patio de la opinión pública.

Ya casi nadie se acuerda desde cuándo en este país por nombre España – lo cual reitero para aquellos amnésicos que todavía hay – no se celebran unas elecciones trascendentes en un día laborable, por ejemplo un jueves, y no un domingo. Así, el jueves próximo, como quien no dice la cosa, los ciudadanos están llamados en Cataluña a las elecciones autonómicas más importantes de la historia. Es de esperar que los convocados no sufran ataques repentinos de amnesia y olviden ir a votar o acudan al colegio electoral olvidando todo lo que ha sufrido esa región por culpa del ‘procés’. Y lo que te rondaré, Moreneta.

Hace algunas semanas, bastantes, que no leo – o me he vuelto amnésico – declaraciones de ningún alto respetable del PSOE dirigiendo todo tipo de improperios contra el Partido Popular y su corrupción. Debe ser que en las filas socialistas no se habían olvidado que estaba a punto de comenzar el juicio por los ‘Ere’ que sienta en el banquillo a Chaves, Griñán, Magdalena Alvarez, José Guerrero y su juergas y un buen número de ex altos cargos del PSOE en Andalucía. Gente a las que se les olvidó el bien común por el bien de los colegas y del oca a oca, tiro porque me toca. Qué vergüenza que ahora sean presuntos delincuentes.

Aunque, reconozcamos, que para amnésicos los dirigentes del PSOE y destacando a su cabeza supuestamente pensante en Cataluña, Miquel Iceta, al proponer el indulto de los ‘Jordis’ dos golpistas tanto como Puigdemont, Junqueras y demás caterva, si los socialistas llegan a los gobiernos catalán y central.

A estos señores que pretenden gobernar Cataluña para todos los catalanes, independentistas, nacionalistas descafeinados o españoles torrefactos, se les ha olvidado que los electores esperan de sus políticos propuestas positivas para solventar los problemas que les afectan. Y no creo que haya colas de catalanes en las sedes socialistas de toda Cataluña, ni mucho menos en el resto de España, exigiendo el indulto de los ‘Jordis’.