El Cádiz se cae de la Copa con honores

Álvaro logra marcar un gol pese a que hubo muchas oportunidades

Era visitar el Sánchez-Pizjuán y enfrentarse a un equipo plagado de titulares con un 0-2 en contra. Pensar que repetir la hazaña del Villamarín era posible podía llevar a equívocos, pero lo cierto es que el Cádiz en esta eliminatoria cuanto menos ha merecido poder marcar un par de goles. El penalti fallado por Salvi en la ida fue el primero, y el balón al larguero en el arranque del partido de vuelta de Barral, también será recordado. El Cádiz cayó eliminado, pero ¡con qué honor!

Foto: Cádiz CF

Pero la lógica se impuso con un Sevilla que chocó al intentar marcar su ritmo del partido con una zaga con las ideas muy claras y con un inconmensurable Rubén Yáñez. El guardameta desbarató un tiro al minuto de juego de Ben Yedder que buscaba puerta, pero tras un cuarto de hora de agobios los amarillos pudieron marcar. Primero la tuvo Aitor con un tiro manso dede la frontal, luego Barral con el chut al larguero y en el minuto 24 un mano a mano de Moha que lanzó al lateral de la red.

Con las ocasiones cadistas erradas, tocaba esperar lo mismo del rival, pero no fue asíl. A la media hora Ben Yedder sí aprovechaba un rechace de Rubén Yáñez tras un tiro a bocajarro para poner el 1-0 en el marcador, tan injusto como lógico, pero cuya herida pudo ser mayor. Banega tuvo un mano a mano que salvó el portero cadista, Lenglet lanzó pegado al palo, y en el último minuto de nuevo aparecería el guardameta en una falta frontal de Banega que despejó a saque de esquina.

Nada parecía suceder en la reanudación, con un Cádiz bien plantado y un Sevilla que apenas rondaba el área cadista. Pero en el minuto 53 un saque de esquina de Sarabia sirvió para que Correa cabeceara el 2-0. Álvaro Cervera buscó un golpe d efecto a falta de media hora haciendo debutar a Eugeni y poniendo en el campo a Carrillo tras lesión. Pero un contratiempo iba a llegar minutos después cuando Rober Correa, en una mala caída, cayó lesionado de su hombro izquierdo y Álvaro García tuvo que sustituirlo en el campo. Nico pasó a jugar de lateral tras hacerlo de segundo punta y extremo izquierdo.

Los cambios también comenzaron a realizarse en el bando local, mientras que los amarillos lo intentaban por la banda izquierda, pero comenzaban a pasar apuros en defensa. Moha estuvo a punto de aprovechar una indecisión defensiva dentro del área pero su tiro se marchó pegado al palo. También la tuvo en el minuto 79 Álvaro García tras una contra del catalán que repelió en una buena estirada Sergio Rico.

Pero la justicia iba a llegar a falta de cuatro minutos. Tanto lo había intentado el Cádiz que merecía el gol del honor que iba a protagonizar Álvaro García batiendo por alto a Sergio Rico. Un minuto después incluso pudo llegar el empate, pero la contra del utrerano terminó con un tiro pegado al palo pero por fuera. Y hasta un centrochut de Brian Oliván tuvo que ser despejado por Sergio Rico.